980x170

Alonso sigue líder pero Toyota da el triunfo al auto de 'Pechito' en Shanghái

AUTOMOVILISMO WEC SEIS HORAS DE SHANGHÁI | 18 de noviembre de 2018

Shanghái (China), 18 nov (EFE).- El Toyota TS050 Hybrid del español Fernando Alonso, el suizo Sebastien Buemi y el nipón Kazuki Nakajima mantuvo el liderato en el Mundial de Resistencia (WEC) al acabar segundo las Seis Horas de Shanghái, que Toyota ganó este domingo en la capital financiera china con el otro coche, el del argentino José María 'Pechito' López.

El auto de 'Pechito' (el 7), que también pilotan el inglés Mike Conway y el japonés Kamui Kobayashi, que venía de ganar el mes pasado las Seis Horas de Fuji (Japón), encabezó un nuevo 'doblete' de la escudería nipona al completar 113 vueltas en la pista china -de 5.451 metros-, en la que ganaron con segundo y medio sobre el coche número 8. Que mereció la victoria, según reconoció el jefe de equipo del Toyota Gazoo Racing, el holandés Rob Leupen, que admitió que la estrategia perjudicó al coche "más rápido" del doble campeón mundial asturiano de Fórmula Uno.

Alonso, que abandonó el circuito sin hacer declaraciones, había ganado con sus compañeros las Seis Horas de Spa-Francorchamps, en Bélgica, en mayo; y las 24 Horas de Le Mans (Francia), un mes después. Antes de ser primero en Silverstone (Inglaterra), donde los dos Toyota fueron descalificados por irregularidades en el fondo plano de sus coches; y secundar al coche de 'Pechito' en Fuji.

Esta vez perdió un triunfo que parecía seguro, en un lance que se produjo a falta de dos horas y veinte minutos para el final, en el que, con un coche de seguridad en pista, Toyota llamó a boxes una vuelta antes a Kobayashi que a Alonso, que pasó de liderar con 30 segundos, a salir -tras esperar a que se abriera el semáforo, que se encontró en rojo- tercero; y con una desventaja de medio minuto.

"Estoy triste, porque hoy éramos los más rápidos, pero paramos después del coche 7 y perdimos mucho tiempo. Kazuki y Fernando hicieron una gran labor de recuperación pero no fue suficiente. Estamos tristes, porque fuimos los más rápidos", explicó a Efe Buemi en Shanghái, donde el liderato en el certamen del coche Alonso y sus colegas quedó reducido a cinco puntos de ventaja (102 frente a 97).

El compañero suizo del astro astur remitió acto seguido a su escudería al ser preguntado acerca de las explicaciones recibidas tras una carrera en la que el SMP Racing del inglés Jenson Button -campeón del mundo de F1 en 2009, con Brawn- y de los rusos Vitaly Petrov y Mijail Aleshin acabó en tercera posición, a una vuelta.

Las previsiones meteorológicas se cumplieron; y la prueba, que se había iniciado con lluvia y con el coche de seguridad, se paró, con bandera roja, superado el decimoctavo minuto, debido al peligro derivado de las diferentes zonas en las que se corría el riesgo de 'aquaplaning', como el que provocó el accidente del francés Thomas Laurent (Rebellion Racing).

La carrera estuvo parada durante unos 52 minutos (en los que no deja de correr el tiempo) y, tras reanudarse, de nuevo con el 'safety car', se lanzó. Poco antes de que Buemi, encargado del primer relevo en el equipo de Alonso, superase a 'Pechito' en la horquilla correspondiente a la penúltima de las 16 curvas del moderno circuito chino, a la hora y 22 minutos de carrera.

Fernando se subió al coche a falta de tres horas y cuarto, cuando rodaba de nuevo el coche de seguridad por el accidente de un Porsche de la 'GT Pro'; y a falta de 2:52 ya había dado cuenta de Button, primero, y del brasileño Bruno Senna (Rebellion), después, para tomar el liderato de la carrera.

El doble campeón mundial asturiano de F1 (categoría en la que no correrá en 2019, por lo que el próximo fin de semana disputará el que podría ser -o no- su último Gran Premio, en Abu Dabi) se encontró con otros dos coches de seguridad, uno provocado por un Jackie Chan y otro por un DragonSpeed de la categoría LMP2.

Por eso, y tras entrar a garajes a cambiar ruedas y cargar combustible; y encontrarse el semáforo en rojo antes de regresar a pista, pasó de tener una ventaja de 30 segundos a ir a medio minuto de Kobayashi -al que pararon, de forma sorprendente, justo una vuelta antes- a falta de una hora y tres cuartos para la conclusión.

"Entendemos que los pilotos del coche 8 (el de Alonso) en ningún caso pueden estar contentos. Tienen que estar enfadados", dijo a Efe Leupen en el 'paddock' de Shanghái. "Tomamos una decisión que era buena para el equipo, porque al 7 no le quedaba combustible y queríamos seguir teniendo un coche en cabeza por si había otra bandera roja y se acababa la carrera. Pero esa decisión fue mala para el 8. Lo sentimos. Y les pedimos disculpas", añadió.

Conway cedió brevemente el liderato cuando entró en boxes, a falta de media hora, pero lo recuperó un par de minutos después cuando hizo lo propio Nakajima. A falta de veinte, el accidente del ruso Matevos Isaakyan (SMP Racing) forzó la entrada en pista de otro 'safety', que añadió emoción al desenlace de la prueba, al acercarse el compañero nipón de Alonso, que se mordió la lengua tras acabar segundo, a segundo y medio de 'Pechito'.

La 'súper-temporada' del WEC se completará en 2019 con las 1.000 Millas de Sebring (EEUU), el próximo mes de marzo; y con las dos carreras que se repiten: las Seis Horas de Spa, en mayo; y las 24 Horas de Le Mans, a mitad de junio.

Contenido relacionado

'Pechito': "Si sigue todo así, el título se decidirá en Le Mans"

Shanghái (China), 18 nov (EFE).- El argentino José María 'Pechito' López, que ganó junto al inglés Mike Conway y al japonés Kamui Kobayashi las 6 Horas de Shanghái, quinta prueba del Mundial de Resistencia (WEC), reconoció a EFE que el coche del español Fernando Alonso "fue mejor" que el suyo "en términos de velocidad" y dijo que "si sigue todo así, el título se decidirá en Le Mans".

"Fue una carrera muy difícil. Para cualquiera, tener el coche en pista sobre todo en las primeras vueltas fue muy difícil. Al final del día todo salió bien. Fue un gran resultado para el equipo. Obviamente, nosotros nos vimos favorecidos por una parada previa en el 'pace car' (coche de seguridad) que nos favoreció", comentó 'Pechito', nacido hace 35 años en Río Tercero (Córdoba).

"Pero bueno, muchas veces hemos estado del otro lado y hemos tenido la mala suerte de no estar en la estrategia correcta; y hoy la pena es el coche 8 (el de Alonso), que creo que en términos de velocidad siempre fue un poco mejor que nosotros", manifestó a Efe 'Pechito'.

"Estoy contento, se viene ahora el parón de Navidad y así que hay que disfrutar. Faltan tres carreras muy difíciles y cada una es una guerra en pista que hay que sobrevivir, sobre todo; y es importante estar ahí en la pelea por lo menos hasta el final", comentó el argentino este domingo en China.

Preguntado por Efe acerca de si creen en sus posibilidades de ganar el WEC, en el que ahora están a sólo cinco puntos del Toyota de Alonso, 'Pechito' respondió afirmativo. "Creemos. La victoria hoy seguramente fue por otros factores. No creo mucho en la suerte, pero se nos dio a nosotros hoy, no siendo el auto más rápido. No como en Fuji que sí éramos el auto más rápido", dijo.

"Lo importante es que el coche siempre ha demostrado que puede ser rápido y que puede dar pelea. Hemos hecho muchas 'poles' y hemos estado delante muchas carreras", apuntó.

"Tenemos el potencial. Hay que correr y ver qué pasa. Si sigue todo así, en Le Mans (Francia), que es una carrera muy larga y dura, puede pasar cualquier cosa. Hay que tratar de estar ahí cerca y ver qué pasa en Le Mans", declaró 'Pechito', que admitió que pensó en que la prueba pudiese llegar a suspenderse, por la abundante lluvia.

"Cuando me bajé segundo en el coche pensé que íbamos a terminar segundos porque así era muy difícil que se corriera, pero al final el clima mejoró un poco y hasta llegó un punto en el que la pista incluso parecía seca al final. Mike (Conway) se llevó la peor parte sobre el final, cuando había poca visibilidad, lluvia y frío pero lo importante es que pudimos correr", dijo.

"Son muchos días. Se llega aquí el martes, son muchas pruebas y si te tienes que ir a casa sin girar es siempre un poco duro de digerir", explicó.

"A mediados de diciembre es la próxima carrera para mí. En lo que es el WEC, Sebring (Florida, EEUU) falta un tiempo largo (en marzo). Entre medio va a haber muchas pruebas, seguro, ya incluso capaces de desarrollar el coche del año que viene; y nada, con mucho trabajo, muchos días fuera de casa y por el momento soy feliz así", declaró a Efe el piloto suramericano.

"Espero que podamos arrancar bien el campeonato de Fórmula E este año que no va a ser fácil, estando en un equipo privado, de los únicos que quedan. Tenemos muchas ganas y el objetivo y desafío es muy grande y bonito", añadió el suramericano, que ya tiene ganas de regresar a su país.

"Seguro que pasaré por Argentina. En Navidad y Año Nuevo estaré con la familia. Estaré viajando después de la carrera de Arabia Saudí de la Fórmula E; y luego volveré enseguida para un test que tenemos con Toyota a principios de enero y la segunda carrera de Fórmula E en Marrakech (Marruecos)", explicó a Efe 'Pechito' este domingo en China.

Buemi: "Estoy triste, hoy fuimos los más rápidos; preguntad al equipo"

Shanghái (China), 18 nov (EFE).- El suizo Sebastien Buemi, compañero del español Fernando Alonso y el nipón Kazuki Nakajima en el equipo Toyota con el que lideran el Mundial de Resistencia (WEC) indicó a EFE tras acabar segundos las Seis Horas de Shanghái que está "triste" porque fueron "los más rápidos" y remitió "al equipo" para comentar las explicaciones que recibieron los pilotos.

"Hoy fuimos el coche más rápido. Desafortunadamente, paramos una vuelta después que el coche 7 (el otro Toyota, que ganó la prueba) y básicamente ahí perdimos muchísimo tiempo, por detrás del coche de seguridad", dijo.

"Íbamos con 27 segundos o así antes de parar a salir con veinticinco o así de desventaja después de la parada. Kazuki y Fernando hicieron una gran labor de recuperación pero no fue suficiente", indicó a Efe Buemi este domingo en Shanghái.

"Estamos tristes y decepcionados, por acabar segundos. En Fuji (donde también ganó el Toyota del argentino José María 'Pechito' López, el japonés Kamui Kobayashi y el inglés Mike Conway) fuimos claramente más lentos, pero hoy estoy totalmente convencido de que fuimos más rápidos", contestó a Efe el compañero del doble campeón mundial asturiano de Fórmula Uno, que este domingo no quiso hacer declaraciones en China tras la carrera.

  • Ningún comentario presente
Normas de comentarios

www.motor360.es no se hace responsable de las ideas expresadas por los autores de los comentarios y se reserva el derecho a eliminar aquellos contenidos que:
  • resulten ofensivos y/o discriminatorios
  • que tengan como fin promover el boicot contra personas, productos empresas o instituciones
  • que atenten contra el derecho a la intimidad, al honor y/o a la propia imagen o nombre
  • aquellos que busquen fines comerciales y/o publicitarios
500 caracteres disponibles
Para evitar spam, por favor resuelva este simple problema matematico e ingrese el resultado (pinche en la imagen para recargarla).

Pinchar para recargar

Histórico de noticias